Un plan maestro para mamás

Consejos para la limpieza del hogar, plan maestro para mamás. No es fácil ser mamá. Por supuesto que tiene muchas satisfacciones, pero es trabajoso tener que cuidar de la familia. Sin embargo, hay algunos trucos para hacer la limpieza del hogar y que tengas algo de tiempo para ti. Sin más preámbulos, ¡qué empiece la batalla diaria por el tiempo!

Consejos para la limpieza del hogar, plan maestro para mamás. No es fácil ser mamá. Por supuesto que tiene muchas satisfacciones, pero es trabajoso tener que cuidar de la familia. Sin embargo, hay algunos trucos para hacer la limpieza del hogar y que tengas algo de tiempo para ti. Sin más preámbulos, ¡qué empiece la batalla diaria por el tiempo!

Ropa, ropa en todas partes
Mamá tiene que perseguir a todo el mundo y a la vez recoger ropa del suelo, camas, sillas e incluso del lavabo. ¿Por qué no eliminar esta parte del día? Toma tres cestos pequeños, uno para ropa blanca, otro para la de color y un tercero para la ropa delicada. Adopta la filosofía: “lo que no está en el cesto no se lava”. ¡Mucho más fácil!
Es también más sencillo si tienes un solo detergente que sirva para lavar todo. Ace detergente es perfecto para todas las cargas de lavado, eso sí, asegúrate de que usas la cantidad correcta.
Platos sucios
La cocina a veces parece un campo de batalla. Una buena manera de asegurarte de que los platos queden limpios es hacer una competencia. Haz un cuadro con los nombres de los miembros de la familia y lleva un registro de quién es capaz de lavar la mayor cantidad de platos en menos tiempo. Así, mientras los demás lavan los platos, tú puedes descansar un poco.
Si a pesar de tus esfuerzos todavía no tienes suficiente ayuda, cambia de estrategia: ¡la cena! Involucra a todos en el proceso: poner la mesa, probar la comida, haz todo esto animando a todos a divertirse en familia. A papá le encantará escaparse a la tienda por cinco minutos, pero asegúrate de que regrese con lo que le pediste.

Un plan maestro para mamás Image Component

¿Sucio? ¿Cuál sucio?
La sala es el otro campo de batalla, especialmente cuando quieres barrer y trapear pero todo el mundo está viendo la televisión. En lugar de enojarte, sacude el polvo y haz el resto cuando los niños no estén por allí. Cuando los niños terminen de jugar, guarda los juguetes inmediatamente, así nunca volverás a pisar un coche de bomberos que haya quedado fuera de su lugar.
Con estos consejos para la limpieza del hogar, el quehacer ocupará algunos minutos todos los días, de esa forma no tendrás que sacrificar tu tiempo libre el sábado. Una vez que simplifiques el lavado de ropa y las tareas del hogar, podrás tener más tiempo para ti. ¡Hurra!